Federación de Sociedades Filatélicas de Andalucía, Ceuta y Melilla

 

La Filatelia Asociativa en la Web

Por Teodosio Arredondo

Secretario General de FESOFI

 

PRESENTACIÓN

          Cuando el webmaster de la página de FEFIAN nos propuso escribir algo  sobre este tema tan de actualidad en el mundo de la filatelia, aceptamos encantados, porque así tendríamos la oportunidad de dar a conocer nuestras ideas sobre la necesidad de que la filatelia, y en especial de la filatelia asociativa, esté presente en Internet. Hemos expuesto estas mismas ideas  en varias ocasiones (revistas, conferencias, etc.) y, en especial, en el Seminario de Jurados realizado en Aranda de Duero (Burgos), donde presentamos una ponencia a los miembros del Cuerpo de Jurados de la Federación española sobre la evaluación de las páginas web en una exposición filatélica. 

¿QUÉ NOS INTERESA DE LA WWW (World Wide Web)?

          La web, entre las muchas virtudes y defectos que tiene, interesa porque es una potente herramienta de:

- Información. Todo o casi todo está en la Red; lo complicado a veces  es encontrar lo que buscamos entre tanta información disponible. Por muy enrevesado y marginal que sea un tema siempre se puede encontrar algo relacionado con el mismo.

- Comunicación. Cualquier persona de cualquier parte del mundo puede estar comunicada al instante con otra a través de la Red. Como ejemplo práctico de esta inmediatez en la comunicación podemos decir que hoy en día las exposiciones se organizan con un par de meses de antelación, ya que todo se puede realizar a través de correos electrónicos que la Organización intercambia con Comisarios, Jurados y Federaciones participantes para el envío y recepción de Reglamentos, hojas de inscripción, inventarios, reservas de hotel, etc.

- Comercio. Por muy apartado que viva un individuo de las grandes ciudades donde suelen están los comerciantes importantes se puede comprar a través de la Red cualquier cosa y en especial aquellas piezas que a uno le faltan en su colección (o vender todas las que le sobran) a través de empresas como eBay, DelCampe, etc.

- Educación. Toda biblioteca, Universidad o centro educativo y cultural que se precie tienen su presencia en la Red. Cualquier curso de formación que nos imaginemos lo podremos realizar a través de Internet y en la mayoría de los casos suelen ser gratis.

- Entretenimiento. No tenemos más que ver a nuestros hijos (y algunos mayores también) ‘enganchados’ a la Red con los chats, los juegos online, escuchando los últimos discos aparecidos, viendo películas, etc.

- Propaganda. Siendo un medio tan potente de comunicación y de información, a ningún experto en propaganda se le ocurriría despreciarlo sino todo lo contrario, aprovechar al máximo este potencial que nos ofrece la Red (prueba de ellos son los miles de correos “basura” que se reciben al cabo del año).

         Pues bien, todas estas posibilidades que nos ofrece la Red son las que tenemos que aprovechar para difundir nuestra afición o nuestro coleccionismo, sea el que sea.

 

¿QUIÉNES SON LOS VISITANTES DE LA WEB?

          Según un estudio de la prestigiosa revista PC World, las personas que visitan alguna página Web en alguna ocasión, van del 80 % en los países superdesarrollados hasta el, aproximadamente, 8 % en los subdesarrollados. Y destaca que un 75% de estos visitantes son menores de 30 años.

          Hoy día, cualquier joven utiliza Internet tanto para su ocio como para su trabajo o para complementar sus estudios; pocos suelen ir a la Biblioteca sino que buscan y rebuscan en Internet hasta que encuentran lo que les interesa.

          Aquí está para nosotros el quid de la cuestión. Los jóvenes son los que más navegan por Internet y precisamente este segmento de población es el que más nos interesa, por lo que hemos de orientar nuestra presencia en la Red hacia estos jóvenes.

          Por eso, cuando la Comisión de Juventud de FESOFI realiza los cursos de monitores regionales o nacionales (normalmente los alumnos son los Vocales de Juventud de las Sociedades filatélicas), siempre insistimos a estos alumnos que hagan todo lo posible por convencer a los responsables de sus Sociedades de la necesidad de estar presentes en Internet con una web que además tenga un apartado dedicado a la juventud.

 

¿DE QUÉ FORMA PODEMOS ESTAR PRESENTES EN LA RED?

          Dependiendo de lo expertos que seamos o de la disponibilidad económica de nuestro Club, Sociedad o Federación así podremos ‘fabricar’ un tipo u otro de web.

          Lo más sencillo para empezar sería hacer un blog o weblog (o sea una agenda o cuaderno de bitácora). La mayoría de los portales de internet nos ofrecen gratis la posibilidad de tener nuestro propio blog. En él, toda la parte técnica está resuelta y solamente hay que ir enviando noticias o información y ellos la van colocando de la forma que se les indique, o bien por fechas o por temas.

          Los grandes periódicos lo ofrecen a sus lectores y a sus colaboradores habituales como medio de opinión adicional a los editoriales. También en el sitio web www.blogger.com, el más extendido en este momento, se puede solicitar un espacio blog gratuito. En la actualidad hay más de 10.000.000 de blog en la Red (cantidad que se ha duplicado en los últimos seis meses y sigue creciendo).

          Hace unos meses el portal de Internet Google ha puesto a disposición de todo el que lo solicita, espacios web del tipo MySpace; estos son espacios más elaborados que un blog y menos que una página web. Se han especializado en el almacenamiento de fotografías y videos. También en esta opción todo el trabajo técnico está resuelto ya que nos lo dan hecho.

          El siguiente paso sería hacer lo que vulgarmente se llama ‘página web’. Aquí ya sí habría que tener en cuenta el desarrollo técnico además del filatélico; habría que pensar primero en un menú, o en un índice como si fuese un libro, o lo que en una colección filatélica llamamos “plan”. Una vez decidido qué es lo que queremos que aparezca en el mismo, sólo queda introducir la información teniendo siempre muy encuenta los procedimientos técnicos con que se van haciendo todos los apartados (visibilidad o apariencia de los contenidos, navegación, gráficos, enlaces, etc.).

          Para la composición de una ‘pagina web’ se pueden usar plantillas; muchas de ellas están disponibles en Internet, o se puede hacer con programación, usando lenguajes como Html, flahs u otros.  Si se desea hacer una ‘página web’ más completa, se le pueden añadir: un foro, chat e incluso compraventa on-line.

          El sitio Web se debe considerar como un conglomerado de páginas web interrelacionadas unas con otras, todas dependiendo de una principal y todas con un mismo fin o cometido. Para ser completo ha de tener su foro, chat y negocio on-line.

          Y por último para hacer un portal, donde poder encontrar de todo -lo imaginable y lo inimaginable- supondría ponerse en manos de profesionales de la informática y del diseño gráfico. Un portal lo suelen tener las grandes empresas dedicadas a la informática (Terra, Telefónica, etc.) donde dan posibilidades a otros para hacer sus blogs o sus páginas personales y donde se ofrece espacio para tener correo electrónico propio.

 

¿CÓMO VAMOS HACER NUESTRO TRABAJO?

          Una vez que sabemos qué es lo que nos ofrece la Red, quiénes son los que la visitan y qué ‘vehículo’ vamos a fabricar para estar presentes en ella viene la parte más delicada: cómo hacer nuestro trabajo para que sea lo más útil posible a los demás.

          Este apartado requeriría un estudio mucho más amplio del que realizamos aquí pero vamos a tratar de dar unas ideas generales para que cada cual las vaya desarrollando como mejor sepa y pueda.

          Fabricaremos nuestra página de acuerdo a los factores, o motivos, por los que una persona visita (o vuelva a visitar) una web. Estos factores, según los estudios realizados por la Universidad de Salamanca (2005) y por la Escuela Técnica Superior de Ingeniería Informática de la Universidad de Granada (2006) son los siguientes.

1.- El 74 % de las vistas lo hacen por los Contenidos

2.- El 71 % vuelve si es un ‘Sitio’ ameno, de agradable interface,

      con velocidad y de fácil navegación

3.- El 68 % por su Calidad de los gráficos

4.- El 66 % si tiene un cierto Grado de originalidad

5.- El 64 % para o por Buscar y encontrar información

          El primer factor y desde luego el más determinantes para visitar una Web es su contenido. Lógicamente no podía ser de otra forma pero aquí no podemos influir de ninguna manera porque el contenido de nuestras webs es el que es, la difusión de la filatelia, y no podemos cambiarlo.

          Pero sí podemos influir en los siguientes factores para que nos visiten más asiduamente, como por ejemplo en hacer un sitio ameno, agradable, con velocidad y facilidad de navegación.

          En cuanto a la calidad de los gráficos, la cuestión es más delicada y para muchos webmasters un quebradero de cabeza. Si se hacen buenos gráficos las páginas ‘pesan’ mucho y tardan más tiempo en cargarse (esto puede resultar fatal para nuestra página porque el visitante se cansa de esperar y se marcha a otra). Por el contrario, si hacemos páginas rápidas pero con unos gráficos deficientes el resultado final puede ser decepcionante. Por tanto hay que buscar o idear algunos trucos con los que contentar ambas partes, por ejemplo, hacerlos por paquetes (en el caso de las páginas en flahs) o bien hacer los gráficos e imágenes pequeños y después ampliarlos, etc.

          Por lo que respecta al grado de originalidad lo tenemos también complicado porque nuestro tema, como hemos dicho anteriormente, es el que es y no podemos inventarnos otro más original, pero sí se puede ser original en la presentación, en la exposición o en la aportación de algunos apartados inéditos. Aunque aquí ocurre como en las colecciones filatélicas. Cuando tenemos que evaluar la originalidad o innovación de las mismas, serán originales la primera, la segunda y tal vez la tercera vez que las visitemos pero enseguida dejarán de ser originales e innovadoras. De todas formas debemos trabajar en aquellos apartados que nos permitan algo de originalidad.

          Y, finalmente, los visitantes van a buscan información, lo que nos obliga  hacer las webs lo más completas posibles. Pero ¿qué ocurre si lo que busca el visitante no lo tenemos nosotros?: pues sencillamente hay que darle una segunda oportunidad en forma de links o enlaces relacionados con el tema que andan buscando. Un ejemplo práctico bien podría ser éste: un coleccionista de tarjetas máximas, lo lógico es que visite la página de nuestra asociada ASEMA, pero si no encuentra aquí lo que busca esta Asociación tiene la obligación inexcusable de ofrecer al visitante todos aquellos enlaces relacionados con la Maximofilia que conozca.

 

CONCLUSIÓN

          Después de todo lo aquí expuesto, que es una idea general de por qué y cómo debemos estar presentes en la “Red de Redes”, recomendamos  a todas las Sociedades que hagan un pequeño esfuerzo para ofrecer a sus asociados y público en general qué es lo que han realizado desde que se creó su Sociedad (esta pequeña ‘historia postal y filatélica’ no debe perderse), qué es lo que van haciendo día a día y cuáles son sus proyectos para el futuro.

 

Teodosio Arredondo

Secretario General de FESOFI

Diciembre de 2007

 

 

 

 


FEFIAN © 2012 Política de privacidad · Mapa web